A vueltas con el formato

A los rectores del deporte también les parece que la Fórmula 1 peca de aburrida en los últimos años. Por ello se han lanzado a un arsenal de modificaciones con tal de revertir la situación: descongelación de motores, nuevas normas técnicas a partir de 2017… pero también se ha puesto el foco en el formato del fin de semana de Gran Premio. A pesar de que los mejores momentos del deporte han tenido la misma estructura (viernes libres, sábado oficiales, domingo carrera) que ahora, parece que esto también es susceptible a las modificaciones. ¿Dos carreras por GP? ¿Sprint el sábado? ¿Puntos por la pole? ¿Parrillas invertidas? ¿Adición de lastres, a lo DTM? Miles son las propuestas… pero ninguna parece asentarse.

————————————————-

Hay pocas dudas con respecto al estado de la Fórmula 1. A nivel de espectáculo, no pasa por su mejor momento. Menos acuerdo hay a la hora de establecer un diagnóstico claro, sobre todo porque algunos puntos de vista son antagónicos: en el tema de la durabilidad de los neumáticos o en el de los repostajes, por ejemplo. Tan empeñada está la Federación en solucionar el problema que ha abierto la veda a cambios en cualquier ámbito. Incluso le ha retirado la protección a algunos que parecían sagrados, como es el formato del fin de semana de Gran Premio. De repente, la idea de hacer unos entrenamientos libres el viernes, unos oficiales el sábado y la carrera el domingo resulta que ya está caduca. Y para poder contestar de un modo más cerebral a eso (desde luego, cambiar el formato de un GP no es algo que se pueda tomar a la ligera), hay que hacerse tres preguntas: ¿por qué es malo (si es que lo es) el formato de fin de semana? ¿Qué se propone para cambiarlo? ¿Las medidas propuestas solucionarán dichos problemas y/o crearán otros?

GP2

La GP2 cuenta con parrillas invertidas para los domingos y su acción en pista es genial… aunque hay otras muchas diferencias con la F1. (Fuente: Autosport.com)

La primera pregunta tiene que ver con la previsibilidad que impera ahora mismo en la Fórmula 1. El sistema actual (y existente desde el principio de los tiempos) premia la meritocracia: los mejores salen delante y lo tienen todo fácil para ganar. La falta de variables (antiguamente la fiabilidad y la mayor importancia del piloto) conduce a una carrera en la que, debido al dominio que una escudería tiene en todo tipo de circuitos, el ganador casi se puede adivinar el sábado. Uno puede argüir que si las cosas eran así antes y todo iba bien, ¿por qué cambiarlo? Pero entonces otro rebate diciendo que las circunstancias ya no son las mismas, y hay que adaptarse a ellas. Y por tanto llegamos a la segunda pregunta, donde se produce el auténtico torrente de propuestas, ideas más o menos revolucionarias dispuestas a darle un revolcón al deporte, siempre con la intención de ayudar a mejorarlo. Se ha sugerido, literalmente, de todo. Eliminar los entrenamientos libres y dejar un GP de sólo 2 días; hacer una carrera el sábado y otra el domingo (con distintas variables: hacer una para equipos y otra para pilotos, según Herbert; hacer una al sprint y otra clásica, hacer que la primera decida la parrilla para la segunda…); reducir la duración de las carreras, invertir las parrillas según el resultado del GP anterior o del campeonato, dar puntos por calificar en la pole (o por la vuelta rápida, como antaño), añadir lastres a los coches como en el DTM… Y eso que no incluimos otros cambios que aunque no varían el formato sí que cambiarían la fisionomía, como reintroducir los repostajes, eliminar del todo los pit stops con ruedas de gran duración…

Marciello España

Quitar los libres del viernes afectará a los jóvenes pilotos.
(Fuente: Formula1.com)

Todos pueden hacer sus propuestas, a cada cual más alocada, pero la cosa toma tintes serios cuando se ve que la FIA se ha reunido varias veces con los equipos para hablar del asunto. Las más tratadas han sido la de reducir el fin de semana de GP de 3 a 2 días, por motivos logísticos, y la de hacer 2 carreras, siendo la primera una al sprint que decida la parrilla del domingo, la que daría puntos. Pero, y ahora toca responder a la tercera pregunta, ¿sería efectivo? La primera medida obviamente recortaría gastos de hoteles, tiempo fuera de casa, etcétera, y también aporta algo de imprevisibilidad, puesto que la falta de pruebas generará desconocimiento en los equipos sobre su rendimiento y el de los neumáticos, lo cual aumentaría las variables en carrera. Pero a cambio genera numerosos inconvenientes. El primero es obvio: menos tiempo de acción en pista es menos espectadores, y por tanto menos posibilidades para los circuitos en la venta de entradas. Otro punto en contra es que si apenas hay tests en Fórmula 1, quitar los entrenamientos libres sería dramático, redundando negativamente además en los jóvenes pilotos que prueban en la FP1. También se penalizaría el desarrollo agresivo para intentar reducir distancias con la cabeza, puesto que nadie querrá poner en sesiones oficiales piezas sin probar. Y por último, aunque tal vez sea algo subjetivo y difícil de contrastar, los pilotos darían una extraña imagen de “cobrar mucho por hacer poco”: apenas unas 100 vueltas, 3 horas de trabajo, cada 15 días, para ganar una millonada. Obviamente esta reflexión no es cierta, pero “la mujer del César no sólo debe ser honrada sino parecerlo“, y la imagen de la Fórmula 1 podría devaluarse. En cuanto a la segunda medida, la más polémica de todas, se tiene que atenta directamente contra la filosofía del Gran Premio tradicional, sobre todo si a la primera carrera se le dieran también algunos puntos. Los seguidores de esta corriente dirán que simplemente es una modificación del sistema de clasificación (antes era una sesión de 60 minutos con 4 intentos, luego la vuelta única, ahora tres tandas y esto una nueva forma de definir la parrilla, a partir de una carrera), pero volvemos a la pregunta: ¿qué mejora este cambio? La parrilla de este sprint se decidiría por el sistema tradicional, por lo que en la práctica acabaríamos con 2 carreras iguales que las de ahora (con los rápidos delante y los lentos detrás) en vez de una. Y como en principio ambas, al no modificarse nada más, serían tan “aburridas” como las de 2015, la doble sesión sería contraproducente.

Como se ve, el asunto está lejos de una solución inmediata. Jean Todt ya ha dicho que “no hemos encontrado ninguna opción mejor que la actual“. Los promotores no quieren el GP de dos días y la doble carrera es demasiado rompedora para los minúsculos beneficios potenciales que presenta. El resto de medidas no tienen el tirón suficiente o directamente no son positivas. Así que la duda surge sola: si no hay visos de mejorar el formato del GP, ¿por qué tanto énfasis en ello? Stefan Johansson, antiguo piloto de F1, redactó un completo desglose de cambios que haría fuera del formato del fin de semana, y que se aproximan más al punto de vista global que pretende atacarse en 2017. ¿Será ahí donde hay que enfocarse, en vez de en el GP en sí? Y tú, querido lector, ¿crees que debería cambiar algo en el formato de fin de semana para que la F1 vuelva a sus mejores tiempos?

Anuncios

7 comments

  1. SportPrototipos · febrero 9, 2016

    Que se dejen de tantas chorradas…

    Tres puntos por ser primero en cada FP ( al segundo dos y al tercero uno )

    5 puntos por pole, 4 al segundo, tres al tercero…

    Vuelta rápida en carrera 2 / 3 puntos

    Y la carrera su puntuación habitual.

    Sólo variando los criterios de puntuación ya ganan en espectáculo. Un equipo pequeño podría puntuar (y ganar mas dinero) si tiene una vuelta rápida (véase condiciones difíciles) o unos buenos libres.
    Sin patochadas… A ecclestone no sé como se le ha ocurrido, pues saca tajada de cada punto….

    Me gusta

    • diezcilindros · febrero 9, 2016

      Pregunta. Si Mercedes (por hablar de 2014 y 2015) está en disposición de ser el más rápido en todas las sesiones libres y clasificatorias, además de en la carrera, ¿no sería contraproducente premiarle aún más? Quiero decir, en vez de 43 puntos por carrera igual se llevan 60 y pico con el método que sugieres. Incluso en un GP en que abandonen habrán sumado unos cuantos por sus buenos resultados viernes y sábado.

      Me gusta

      • SportPrototipos · febrero 9, 2016

        Siguiendo este supuesto, el beneficio principal sería para los modestos.

        Si. Mercedes u otro grande seguiría arrasando, utópico sería lo contrario, pero los pequeños podrían ver multiplicadas varias veces sus posibilidades de puntuar de un modo u otro.

        Es como si a Manor hoy le dices: tienes un 5% de posibilidades de puntuar. Mañana tendrás un 35%. By the Face.
        Montan un sarao de cuatro días y cuatro noches jiji

        No es un concepto revolucionario, cierto, pero es como la pedrea, para que mas pilotos puedan, o al menos tengan mayor probabilidad de puntuar.

        O como si puntúan los 15 primeros en carrera

        Dar vida a los de abajo. Un par de puntos puede suponer, para los pequeñines, un buen fajo de billetes, unas mejoras “gratis” o un patrocinador nuevo, por decir algunas cábalas.

        Me gusta

  2. guillerus · febrero 9, 2016

    Pues en mi opinión no tocaría el formato de 3 días de GP. es algo que siempre ha sido así y que debe de seguir así. Mezclar carreras al sprint con carreras largas… no creo que la mejor manera de aumentar la popularidad del deporte sea instaurar cosas que hagan recordar por ejemplo, a la GP2, no porque esta sea una mala categoría, sino porque la categoría reina debe ser seguir siendo eso, la categoría reina, y para ello debe mantener en la mayor medida de lo posible su identidad.
    Y de cambiar algo, volvería a poner las clasificaciones a vuelta lanzada como se hacía antes de poner las tres rondas clasificatorias. Si recuerdo bien, había dos tandas para intentar hacer la mejor vuelta, y en la segunda tanda se salía a hacer la vuelta en orden inverso a la tabla de tiempos de la primera tanda. Y esto digo de cambiar algo.
    Porque para mí los cambios no deben ir por el formato de fin de semana, sino que lo ideal sería volver a las normativas de los años 2004-2008. Dentro de lo que yo he vivido, esos eran los F1 más bonitos y espectaculares que yo he visto, los repostajes, la guerra Michelin-Bridgestone… Creo que son los antecedentes mas recientes de como se hacen bien las cosas, y deberían intentar hacerlo de manera parecida.
    Un saludo! 😉

    Le gusta a 1 persona

  3. Diego. · febrero 13, 2016

    Hola!

    Como romantico de la F1…carreras a sprint, reduccion de entrenamientos libres…NO!
    Entiendo a todos los equipos que año tras año , se quejan de las desigualdades economicas que hay entre equipos exijiendo una rebaja en los presupuestos para el siguiente año… Esto ocurre una y otra vez, todas las temporadas de F1.
    El juego es asi, y cuando los equipos entran a jugar, saben perfectamente como es. Saben que nunca podran igualar los presupuestos de los grandes. Por tanto, si quieres estar, acepta las reglas. Sino hay mas categorias de reconocimiento mundial en automovilismo (no en marketing, ventas, derechos televisivos…). Si como escuderia elijo la F1, lo hago sabiendo que puedo generar mas en publicidad que en otra disciplina, asi que de alguna manera vengo a buscar reconocimiento, publicidad a lo grande y dinero…

    El problema, en esta epoca, es el bajon mundial. El otro problema es el afan del Gran Circo de aparentar cierta amortizacion o no demostrar cierto derroche. En el mismo sentido, pretenden generar mas y llegar a mas gente.

    No a todo el mundo le interesa el automovilismo y pareciera que pretenden llegar a ese publico desinteresado.
    Es el unico pensamiento racional que se me ocurre al leer ciertas modificaciones que podrian llegar a aplicarse.

    Como aficionado, no estoy dispuesto a ver cualquier cosa en pista para generar mas espectativa, mas ingresos y mas publico (mas sabiendo que cada dia como espectadores entendemos menos).
    Las carreras, son carreras. Los entrenamientos, son entrenamientos. La clasifiacion, es la clasificacion.
    Si cambian estos items, en mi opinion, crearian una nueva categoria y la F1 desapareceria.

    No quiero como aficionado y amante una Fromula Popular, quiero seguir viendo la F1!

    Saludos!
    Diego.

    Me gusta

    • diezcilindros · febrero 13, 2016

      El otro problema es el afan del Gran Circo de aparentar cierta amortizacion o no demostrar cierto derroche

      Algún día escribiré algo más sobre esto, aunque más que de análisis sería un artículo de opinión. En cualquier caso buscaré fundamentarlo y que quede un texto valioso. En resumen, no estoy nada de acuerdo con la corriente que existe en los últimos años y que consiste en que la F1 tiene que estar permanentemente “justificándose”, como si tuviera que servir para algo más que para entretener. Se le busca la salida medioambiental, la salida de tecnología para el coche de calle, la salida de la seguridad para las carreteras… pero siempre he creído que la F1 debe ser un fin en sí mismo, y que todo lo que pueda aportar positivo al resto del mundo será bueno, pero siempre desde un punto de vista secundario, y nunca condicionando tan fuertemente las bases del deporte. Como digo, en algún momento detallaré esta opinión.

      Por cierto, para aquellos que leyeran el artículo del balance mensual de enero 2016, que sepan que se ha concretado la oportunidad laboral de la que hablaba, y por tanto tendré un poco menos de tiempo. Pero que nadie se alarme, que mantendremos el ritmo de publicación y, esperemos, la calidad de los debates ^^.

      Me gusta

      • Diego. · febrero 13, 2016

        Felicidades entonces!

        Saludos!
        Diego.

        Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s