Objetivo 2020

(Fuente foto de portada: adictosalagasolina.es)

Hay algunos nombres, como Antonio Giovinazzi, Pierre Gasly o Charles Leclerc, que muy probablemente entren en la parrilla en 2018. Pero hoy queremos echar un ojo unos peldaños más abajo. En el mareante mundo de las categorías inferiores, a niveles para los que la GP2 o la GP3 es todavía un sueño, cientos de jóvenes adolescentes pugnan por ascender en el escalafón. Señalamos algunos nombres que, por resultados, edad y proyección, podrían estar en la Fórmula 1 en 2020.

————————————————-

Una de las facetas que más suele gustar a los aficionados a la Fórmula 1 es la aparición de caras nuevas en la parrilla que vayan reemplazando a algunos de los nombres que ya consideran “amortizados” en la máxima categoría o a aquellos que no han dado el nivel suficiente. Pero a su vez el público general suele ser bastante escéptico con cada entrada en el deporte debido a la manida etiqueta de “piloto de pago” que suele acompañar a muchos debutantes, debido a la necesidad de traer patrocinio para asegurarse un puesto en el deporte. No obstante, eso sería obviar que en las categorías inferiores también es necesario tener dinero para triunfar, y es que una temporada en el automovilismo es insultantemente costosa: unos 500.000 euros de media por certamen. En cualquier caso, por suerte el talento siempre consigue filtrarse y destacar. Muchos señalan ya a Antonio Giovinazzi, Pierre Gasly o Charles Leclerc como pilotos de futuro en la F1, y seguramente su debut llegue en 2018. ¿Pero quiénes vendrán detrás? ¿Hay por ahí un “nuevo (inserte su piloto de éxito favorito)”? Señalamos a los nombres que, si siguen como hasta ahora, todos se rifarán allá por 2020… o incluso antes.

20170219 Lando Norris

Si acabase entre los 5 primeros en su temporada de F3 europea, Lando Norris ya tendría Superlicencia FIA. Así de rápido puede llegar a la Fórmula 1… aunque recomendamos paciencia y esperar como mínimo hasta 2019. (Fuente: thecheckeredflag.co.uk)

Lando Norris (17 años): nuestros lectores más entendidos seguramente ya tengan este nombre anotado en su libreta. Y es que Norris, independientemente de que su familia posee dinero suficiente, ha sido la mayor aparición del automovilismo británico desde Lewis Hamilton. Dos aptitudes destacan por encima de todas: su velocidad pura, con la que logra pole tras pole, y su resistencia mental para aguantar lo que le echen. Comenzó a mostrarse, como es habitual, en el karting. Con apenas 7 años (!), en su primera carrera en un certamen nacional, logró, en efecto, la P1 en parrilla. Ganó numerosos títulos mundiales de la FIA en 2013 y lo remató con el campeonato CIK-FIA en la categoría KF, siendo el más joven de la historia en lograrlo. Para que conste, es algo que Max Verstappen no pudo conseguir. Ese año ya se aventuró en coches “de verdad”; no monoplazas, pero sí unos bólidos para adultos como son los Ginetta. Le costó adaptarse a la categoría, pero en la 2ª mitad arrasó con 4 victorias y 8 poles y acabó 3º. El salto definitivo a monoplazas llegaría en 2015, y ahí Norris se estableció como un piloto “pluriempleado”: por fortuna para él, no le han faltado fondos para compaginar campeonatos, pero donde un conductor normal disputa 2 o a lo sumo 3 torneos en un año, el de Bristol corrió hasta 4. Como no tiene el don de la ubicuidad, en algunas de esas categorías sólo pudo disputar carreras sueltas. La única que corrió al completo fue la MSA Formula (la actual F4 británica), y la ganó. En la Fórmula 4 alemana participó en 8 carreras, ganó 1 y subió a 6 podios (nadie sumó más puntos que él en dichos GGPP), en el certamen otoñal de la F4 británica acabó 5º corriendo sólo medio campeonato y en la F4 italiana disputó 9 carreras, logrando un podio y haciendo gala de su velocidad pura con 3 vueltas rápidas. Aún mejor fue en 2016: Norris disputó hasta 5 campeonatos (!), pero sólo 3 de ellos a tiempo completo: las Toyota Racing Series, la FR 2.0 y su versión NEC. Ganó todas, por supuesto. En su debut. También sacó tiempo para disputar media F3 británica, que aunque ya no tiene el prestigio de los años 80 y 90 sigue siendo importante, y en 11 carreras consiguió 4 poles, 4 victorias y 8 podios. Aprovechó también para disputar el GP de Macao (el circuito urbano más duro del mundo), y en la carrera principal remontó desde la P27 (causada por un accidente en la carrera de clasificación, en la que había salido 9º) hasta el 11º lugar final. El certamen restante fue la F3 europea, el campeonato que entre otros doctoró a Esteban Ocon, Max Verstappen y Lance Stroll, y corrió las 3 carreras finales como preparación para 2017, año en que disputará el campeonato completo sin más distracciones, pues es prácticamente la antesala de la Fórmula 1. Lo hará con Carlin, que no es uno de los equipos favoritos para el título, pero sin duda habrá que echarle un ojo. Si sigue con su progresión, la máxima categoría será una realidad en 3 años… o incluso menos.

20170219 Richard Verschoor

Esa gorra Red Bull, ese porte juvenil… Richard Verschoor pinta a futuro piloto de Toro Rosso. (Fuente: @kartingrich)

Richard Verschoor (16 años): si Red Bull le ha incluido en su programa de jóvenes pilotos… será por algo, ¿no? El holandés (¿el nuevo Verstappen?) comenzó en karting en 2011 y ganó numerosos títulos nacionales, antes de pasar a niveles más elevados, destacando su título de karting FIA de Alemania y el tercer puesto en el campeonato europeo. Parecía un palmarés sólido, pero no espectacular, hasta que en 2016 pasó a los monoplazas y arrasó. Su estreno fue en la Fórmula 4 de Europa del Norte, y debutó con nada menos que pole y victoria en Sochi. Red Bull llamó a su puerta, y el resto del campeonato fue imbatible: 11 victorias, 10 poles y 9 vueltas rápidas en 20 carreras para ser fácil campeón. También disputó la F4 española con aún más dominio: 17 triunfos, 9 poles y 16 vueltas rápidas en el mismo número de GGPP. Su temporada se completó con una aparición en la F4 alemana (6 carreras y dos quintos puestos como resultados más destacados) y otra en la italiana (3 carreras, un podio). El 2017 ya ha empezado para Verschoor: disputó las Toyota Racing Series, que acabaron la pasada semana, y acabó 3º, con 843 puntos por los 855 del campeón, y como mejor rookie del año. El principal certamen de este año será la Fórmula Renault 2.0, donde compartirá equipo con otra promesa aún más joven como Neil Verhagen (ayer cumplió 16 años), también adherida al programa de pilotos de Red Bull y que viene de arrasar en Norteamérica, siendo el más joven ganador de la historia de la categoría Fórmula F en la SCCA National Championship y venciendo con comodidad en su campaña en la F1600. En definitiva, Verschoor se presenta como el gran favorito al título, pero tendrá que batir a otras rutilantes promesas si quiere seguir ascendiendo y aspirar a un volante en Toro Rosso dentro de unos años.

20170219 Enaam Ahmed

Batió numerosas marcas en karting, pero en monoplazas Enaam Ahmed ha bajado un pelín su grado de excelencia.
(Fuente: smpf4.com)

Enaam Ahmed (17 años): si Richard Verschoor pasó de una aceptable trayectoria en el karting a una meteórica participación en monoplazas, el caso de Enaam Ahmed tal vez sea el contrario. En 2014, cuando sólo tenía 14 años, Ahmed hizo historia sobre un kart. Se convirtió en el campeón más joven del CIK-FIA tanto mundial como europeo, y al sumar ese mismo año los títulos de WSK Super Masters, la Winter Cup y la Champions Cup se coronó como el primer piloto de la historia del karting que ganaba 5 títulos en un año. Era el proyecto más ilusionante de Reino Unido, pero esa etiqueta se la arrebató Lando Norris al ascender ambos a los monoplazas. Y es que Ahmed ha visto ligeramente frenada su progresión en los últimos 2 años. No obstante, estamos hablando de que sigue siendo un gran proyecto de futuro. Si bien Norris o Verschoor tienen ahora más reputación, el londinense ha corrido bien y mantiene casi intactas sus opciones de llegar a lo más alto. En la MSA Formula de 2015, el mismo certamen que Lando ganó, Ahmed acabó 8º, con un buen final de campaña en el que logró 1 victoria y otros 3 podios. Mostró aún más talento en la F4 de Europa del Norte: a pesar de no poder puntuar debido a su nacionalidad, disputó casi todas las carreras y sumó 5 victorias, las 3 últimas de forma consecutiva por delante de otro piloto de Red Bull como el estonio Niko Kari. En 2016 llegó la F3 británica, un salto tremendamente ambicioso, y Ahmed se defendió muy bien, acabando 5º y sólo superado por pilotos con 3 años más que él. De hecho, puso la guinda al coronarse campeón en la versión otoñal de dicho certamen. También sacó tiempo para pilotar más Fórmula 3, en este caso en el Euroformula Open, donde corrió apenas unas carreras sueltas y consiguió sólidos resultados en los puntos para finalizar 11º en la tabla. El 2017, al igual que en el caso de Verschoor, también ha empezado para él. Y es que él participó en las Toyota Racing Series, como hiciera el piloto de Red Bull. Y al igual que con Norris salió perdiendo en 2015, aquí Ahmed se ha visto superado por el holandés. El londinense acabó el certamen 6º, con una victoria, siendo el tercer mejor rookie. Su objetivo principal del año será ganar la F3 británica, con Carlin. Cualquier cosa que no sea el título se verá como un fracaso para la prometedora estrella del karting. Los que le conocen dicen que tiene un carácter increíblemente modesto, rozando la timidez. No sabemos si eso será o no de ayuda en su trayectoria, pero lo que sí que necesitará será resultados. Y si Ahmed consigue números a la altura de lo logrado en karting, no duden que llegará a la Fórmula 1.

20170219 Mick Schumacher

Su parecido físico con su padre Michael es evidente. ¿Podrá Mick Schumacher lograr asemejarse también en palmarés?
(Fuente: michaelschumacherfan.com)

Otros nombres en el radar: hay un piloto norteamericano que tenía reservado su sitio en este artículo como número 2 tras Lando Norris, pero sus movimientos para 2017 nos han desconcertado a todos y sin duda se aleja de la Fórmula 1. Hablamos de Colton Herta (16 años), cuyo futuro parecía prometedor pero que al desviarse de la escalera tradicional perderá algo de fuelle. En la misma MSA Fórmula que coronó a Norris y dejó a Ahmed 8º, él finalizó en una notable 3ª posición. En 2016 disputó la Euroformula Open, coincidiendo de nuevo con Ahmed, y acabó 3º. Asimismo, participó aisladamente en la F3 británica, como hiciera Norris, y en 6 carreras sumó 1 victoria y otros 2 podios. Sin embargo, en 2017 se ha vuelto a Estados Unidos y correrá en la Indy Lights, la antesala de la IndyCar, la máxima categoría de monoplazas en Estados Unidos. Sus declaraciones, en las que confiesa que “la IndyCar es mi objetivo” vienen a confirmar que prefiere labrarse una carrera en su país natal. Aparte de Herta, podemos señalar más pilotos con posibilidades en el futuro. Max Fewtrell (17 años) ha sucedido a Lando Norris como campeón de la MSA Formula y será rival de Verhagen y Verschoor en la FR 2.0. Por tanto, también habrá que poner en negrita a Neil Verhagen (16 años), cuyos méritos han sido citados hace 2 párrafos. Otro de los contendientes será Dan Ticktum (17 años), famoso por ser incluido recientemente en el programa de Red Bull pero aún más por su vergonzoso accidente en la MSA Formula de 2015, en el que durante Safety Car adelantó a todos los pilotos para chocar contra su rival Ricky Collard, y por el que recibió una sanción de 12 meses sin competir. En el panorama nacional encontramos a Marta García (16 años), que brilló en el karting a nivel mundial (aparece en la foto de encabezado, la 5ª por la izquierda en la fila inferior, antes de competir en el Academy Trophy CIK-FIA de 2015) pero no tuvo un altisonante debut en monoplazas al acabar 9ª en la F4 española. Su objetivo es o bien disputar la temporada completa o bien ascender a la Euroformula Open en 2017. Y para acabar, una apuesta arriesgadísima y un bonus. La primera, Logan Sargeant (16 años), el más reciente triunfador del karting, 2º actualmente en la F4 árabe y con el objetivo de ganar la F4 británica en su temporada de debut. Y el bonus, un nombre que tal vez esperaban desde el principio: Mick Schumacher (17 años). 2º en las F4 alemana e italiana en 2016, da el salto a la poderosa F3 europea en 2017. Talento tiene, pero lo que desde luego no le falta es el apellido, el apoyo económico y una evidente campaña de marketing a su favor. ¿Alguien se atreve a apostar en su contra?

Obviamente, se trata de pilotos puramente en formación, que no dejan de ser promesas y para quienes una mala temporada o quedarse sin presupuesto puede acabar con ellos. El mundillo del automovilismo por debajo de la Fórmula 1 puede ser muy duro y muy injusto. Impresionantes pilotos de karting como Giorgio Pantano (Nico Rosberg tenía una imagen de él en su habitación, y Fernando Alonso lo calificó como “invencible”) o Davide Foré sólo han conseguido el reconocimiento de los muy entendidos, pero nada más. Por tanto, es prácticamente imposible vaticinar si alguno de los pilotos nombrados en este artículo llegará algún día a ser campeón de Fórmula 1. A título personal, nos haría ilusión que al menos 2 de los 3 destacados en el texto debute en la máxima categoría. Los campeones del mundo de dentro de 10 años están ahora mismo disputando estos certámenes inferiores. Y reconfortaría ver que un piloto en el que te fijaste cuando casi nadie le conocía acabó triunfando.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s